sábado, 3 de mayo de 2014

Tarta de chocolate y peras

Hoy os traigo una receta muy fácil y que da unos resultados espectaculares tanto de sabor como de presencia. Es una combinación de sabores sencilla, pero deliciosa al mismo tiempo. Si te gusta el chocolate ÉSTA es tu tarta. Base crujiente, chocolate fundente en boca y el toque de la textura de la pera, y ahora un trocito fresquita quita todas las penas, os lo aseguro. Pues vamos con los ingredientes para una tarta de 10-12 raciones:


Ingredientes para la base (masa brisa)

200 gr de harina de trigo normal
2 cucharadas de azúcar glass
1 pellizco de sal
100 gr de mantequilla sin sal (no valen margarinas)
1 huevo L ligeramente batido
2 cucharaditas de agua fría

Para el relleno

200 gr de chocolate 52% de cacao
125 gr de mantequilla sin sal
3 huevos L
60 gr de azúcar
2-3 peras maduras o 240 gr de pera en almíbar Ligero (yo use en lata Carrefour)

Vamos primero a hacer la masa. Para ello ponemos en un bol la harina tamizada con el azúcar y el poquito de sal. Añadimos la mantequilla a taquitos y vamos deshaciéndola con  la yema de los dedos (como dándole pellizcos para que se una la harina con la mantequilla). Obtendremos una masa grumosa, como si fuesen migas. Añadimos el huevo ligeramente batido y el agua fría y seguimos mezclando hasta obtener una mezcla homogénea. Hacemos una bola, la envolvemos en papel film y la dejamos reposar en la nevera 30 minutos.
Pasado este tiempo, la ponemos sobre un papel de hornear, lo cubrimos con otro papel y la estiramos dándole forma circular y suficientemente grande para que cubra todo el molde.
NOTA: Yo usé un molde de cristal de 27 cm de diámetro por lo que mi masa era muy fina (así me gusta a mí) si tienes de otra medida úsalo sin problema sólo tendrás que tener en cuenta las variaciones en los tiempos. Si el molde es desmontable mejor que mejor.
Untamos el molde con mantequilla, quitamos uno de los papeles de horno a la masa y colocamos esta de manera que el papel de horno quede hacia arriba. Le vamos ayudando con los dedos a que quede bien fijada en el molde. Cuando la tengamos lista la volvemos a dejar reposar otros 30 minutos en la nevera. Ponemos a precalentar el horno a 180º.
TIP: Si quieres prepararla y el tiempo apremia, sáltate este paso y usa una masa ya elaborada de venta en supermercados. Sólo asegúrate que sea de calidad y que de buenos resultados. En un plis plas tendrás tu base de tarta. Bieeennn¡¡¡
Ya reposada la tarta cubrimos la base con alguna legumbre (garbanzos, judías, etc) no forman parte de la tarta pero nos serán de ayuda para realizar la cocción "En blanco" de la masa. El contrapeso hace que no suba. Estas legumbres ya no las podremos usar para cocinar, pero una vez frías yo las guardo para otra ocasión ;)
La tendremos en el horno 15 minutos a 180º. Pasado éste tiempo quitamos las legumbres y el papel y la horneamos 10 minutos más a la misma temperatura.

Mientras se hace la base iremos haciendo el relleno. Ay¡¡¡ que rico, solo recordarlo se me hace la boca agua... Pondremos un cazo al baño maría y fundiremos el chocolate junto con la mantequilla.
En otro bol también al baño maría disponemos los huevos y el azúcar y dejaremos que alcance los 40º hasta que notemos que el azúcar se ha integrado (si no tienes termómetro de cocina tocamos entre las yemas de los dedos y no notamos los granitos) CUIDADO¡¡ Si nos pasamos de temperatura tendremos tortilla dulce OJO¡¡ Cuando tengamos las mezcla lista las batimos con varilla hasta que doblen su volumen.
Retiramos el chocolate del baño maría y le añadimos la mezcla de huevo y azúcar. Primero un poco, integramos y a continuación vamos mezclando con movimientos envolventes hasta obtener una mezcla homogénea.


Preparamos las peras; yo preferí usar peras en almíbar ligero porque últimamente cuando compro peras si están verdes son incomibles y si las dejo madurar se ponen negras en su interior, así me aseguro que estén ricas para la tarta. Con una lata es suficiente. Cómo ya vienen en mitades sólo tuve que cortar una mitad que me sobraba para decorar el centro.
Si vais a usar peras frescas, las peláis, quitáis las semillas y las cortáis a mitades o cuartos (lo dejo a vuestro gusto).
Aquí en la foto hay más de una lata, porque aproveché para hacer confitura de pera para rellenar unos Macarons de chocolate ;)


Bueno, bueno que me voy por los cerros de Úbeda... esto es otra historia. Seguimos con la tarta....

Disponemos la mezcla en la base de la tarta, que quede toda la superficie cubierta.

Ya estaría lista para hornear, pero a mí personalmente no me gusta que el filo de la masa brisa se dore demasiado así que lo recubro con papel aluminio y así me aseguro que mantiene un color bonito. Es muy fácil, cortáis el papel en láminas y lo vais colocando por el filo, no apretéis mucho que la masa se puede romper, vale? Superfácil¡¡¡

Pues al horno¡¡¡ 20 minutos a 175º en mi caso. Si tu molde es más pequeño que el que yo use tendrás que darle un poco más de tiempo porque la mezcla de chocolate será más gruesa. Para que tengas una idea de cuando está lista, al tocar la superficie verás que se vuelve durita y salen unas pequeñas grietas en el chocolate. Si tocas y está blanda, déjala unos minutos más. Qué olor a chocolate en toda la casa, madreee míiaaaa¡¡¡¡¡ Entran ganas de hincarle el diente nada más salir del horno, pero aguanta, déjala que se enfríe en el propio molde, cuando esté atemperada la metes en la nevera y os aconsejo que antes de degustarla la saquéis 10 minutos antes a temperatura ambiente, estará más rica.

Pues nada, a hornear y me contáis resultados ok?


Eva

Receta adaptada del libro "Recetas Vegetarianas del mundo" de Sarah Brown

No hay comentarios:

Publicar un comentario